1ª Travesía Senderista Ciudad de Málaga, descripción del recorrido


DESCRIPCIÓN DEL RECORRIDO

  
Este Sendero tiene como punto de
partida el corazón de la ciudad, justo a las puertas del Ayuntamiento de
Málaga. Iniciamos nuestros pasos por los Jardines de Puerta Oscura hacia el
Museo Municipal, al que llegamos en unos 250 metros. Desde aquí
remontamos por las escaleras del jardín hacia la falda de la Alcazaba. Desde
este punto tenemos unas bonitas vistas de los jardines de Puerta Oscura y del
propio Ayuntamiento.

En cuanto hemos subido un poco
comenzamos a contemplar las torres de la Alcazaba, continuando por un buen camino
empedrado que nos conduce al Parador Nacional de Gibralfaro, que queda a
nuestra derecha, para llegar hasta las puertas del Castillo de
Gibralfaro. 

Desde las puertas del Castillo iniciamos el descenso por la calle principal y
vamos ignorando las calles que salen a nuestro paso y que entran en las
urbanizaciones adyacentes. 

El descenso llega hasta el cruce con la calle Camino Nuevo. 

En este punto tomamos hacia nuestra izquierda, para bajar un poco y a
continuación tomar hacia la derecha, dirección Conde Ureña, para remontar el
barrio por su calle principal hasta tomar el Camino de Seminario, justo por
debajo del “monte de las tres letras”. 

El Camino del Seminario recorre una zona de pinar de repoblación al Oeste del
monte Victoria y sale al Camino de los Almendrales. En esta rotonda seguimos
las indicaciones “Club Hípico”. 

Desde el Camino de los Almendrales subimos hacia el Pinar del Arroyo Toquero,
tomando una gran cuesta que nos lleva a pasar por encima de la autovía de
circunvalación de Málaga. A nuestra izquierda queda un marcado arroyo.
Continuando por el carril asfaltado pasamos junto al cruce hacia el Centro
Ecuestre Cañada Alta, en el que seguiremos recto. 

Comenzamos en este punto la subida que nos llevará hasta la Venta El Mirador. A
nuestra derecha podemos ver el Monte San Antón. Cuando pasamos bajo la línea
eléctrica de alta tensión, veremos un camino a nuestra izquierda que debemos
ignorar y seguir recto. 

Siguiendo el carril pasaremos por la puerta del Club Hípico, lugar en el que se
acaba el asfalto.
A unos 150 m.
del Club Hípico hay un carril a la izquierda que hay que ignorar. A unos 800 m. de este cruce hay que
ignorar un carril que baja a la derecha y seguir subiendo. Tras este cruce hay
que subir unos 250 m.
más y abandonar el carril que traíamos para tomar otro a la izquierda.
  
En este punto se encuentra un cartel con la indicación “Propiedad
privada, prohibido el paso”. No obstante, esta zona es un lugar de paso
habitual con las bicicletas de montaña.
Desde este punto solo nos queda seguir el carril principal, pasando en unos 800 m. por la Casa Sedeño.
Continuamos el carril, subiendo y
con marcadas curvas y a unos 1300
m. de la
Casa Sedeño llegamos a una fuerte curva a la izquierda. En
este punto sale un carril hacia abajo que debemos ignorar. Continuamos
subiendo, ya viendo la Venta
El Mirador y en unos 700 m. llegamos a ella. Este es el lugar
atractivo más alto de nuestro recorrido (515 m.), desde donde podemos disfrutar de
unas bonitas vistas de Málaga así como de la zona que vamos a recorrer en
nuestra bajada hacia el mar. 

Una vez en El Mirador, tomaremos la carretera de los Montes hacia arriba por
unos 800 m.
hasta llegar al Lagar de San Enrique, donde tomaremos el carril a nuestra
derecha. 

Iniciamos una suave bajada entre la sombra de los pinos, divisando antiguos
lagares ya en ruinas, tales como el Lagar la Choza. Debemos
desechar varios cruces para seguir siempre por el carril principal, que
abandonamos para girar a la izquierda y pasar junto al “Lagar El Cerrao”,
magnífico ejemplar de lo que un día fueron los grandes lagares de los Montes de
Málaga. En apenas 1 Km.
alcanzaremos el Arroyo Jaboneros, para girar a la derecha e iniciar el descenso
por el cauce, que será nuestra guía principal y casi no lo abandonaremos más
que para evitar algunos diques de contención de avenidas. 

Seguimos por la margen derecha del arroyo, en unas terrazas con cultivos de
naranjos, ligeramente por encima del cauce, para en unos 150 m. bajar ya al cauce
propiamente dicho. 

Seguimos por el cauce del río unos 1600 m. hasta llegar a una represa artificial
muy llamativa.
En este punto podemos abandonar el cauce y seguir por el carril o seguir por el
cauce, que es lo que vamos a hacer.

Continuar por el cauce no tiene problema de orientación, tan solo ir buscando
el mejor de los caminos, ya que no hay desniveles ni saltos de importancia. El
firme del cauce se corresponde con el de un río activo que en otoño-invierno
lleva un caudal apreciable y arrastra materiales diversos, pero no es difícil
andar por él.

Al llegar a la barriada de La
Mosca podemos optar por salir del cauce y seguir bajando por
las calles del lateral derecho del cauce hasta llegar al final del recorrido,
las playas de Pedregalejo-El Palo. El mar nos dará la bienvenida continuando
por el Paseo Marítimo hasta el final de la playa junto al puerto, donde finalizará la prueba.